Crónica 2ªB: caminando con paso firme en Burgos (0-2)

Nueva victoria en el desplazamiento a Burgos para medirnos al Juventud El Círculo, lo que supone la tercera de los cuatro encuentros disputados fuera de casa. Los números hablan por sí solos y la dificultad de lo logrado deja claro y patente que el equipo va creciendo con el paso de las jornadas, repitiendo en cada choque un guión con la  solidez y solvencia como protagonistas, que le permite por el momento caminar con paso firme en la categoría en pro de la consecución del objetivo, disfrutando y haciéndonos disfrutar. Un excelente trabajo colectivo.

En el arranque del duelo iba a ser muy importante comenzar concentrados, algo que no había sucedido frente a Ibarra y Ziérbena y que puede costar muy caro ante rivales que se caracterizan por no dejar pasar las oportunidades concedidas. El Juventud presionaba desde primera línea intentando robar la pelota para hacerse con el control del partido, pero los nuestros se sacudían la presión combinando con mucho criterio con las bandas y buscando balones largos a la espalda de la defensa que hacían sufrir al conjunto burgalés. Un robo de Aitor culminaba con asistencia a Txusmi y su disparo lo desviaba el portero a córner.

Los locales trataban de construir juego con una línea de creación de tres hombres, apoyos cortos y balones entre líneas para el juego de pívot. En el minuto 3 una peligrosa vaselina se iba por encima del marco de Domene. Una acción de Aitor en banda finalizaba con asistencia atrás a Zala que no conectaba por poco. De nuevo un robo de balón de Juan que se anticipaba a su par servía para armar una contra con apertura en banda a Zala, y su servicio al segundo palo no encontraba a Aitor. Corría el minuto 7 y el Tafa se defendía con mucho orden y salía con peligro. Xabi se asociaba con Matu en banda y el lanzamiento se topaba con el cancerbero burgalés. En el ecuador de esta primera mitad una buena jugada de Pablo acababa en pase dentro del área para Matu que de un gran taconazo a punto estaba de marcar el primero de la tarde en un gesto de gran calidad técnica.

El equipo se asociaba bien en la circulación y a pesar de la línea de presión del Juventud lograba combinar generando ocasiones de peligro. Aitor servía en banda en una pared a Xabi y su disparo en tres cuartos con mucha intención se marchaba fuera ajustado al palo. Una clara falta a Zala cuando se disponía a disparar al borde del área no era señalada, y Juan con un gran lanzamiento exterior envenenado despejado in extremis por la defensa, buscaban el tanto que premiase el buen juego. Restando 5 minutos jugada individual de Natxo para Pablo yéndose el balón por la línea de fondo. Una peligrosa falta en la corona del área burgalesa culminaba con un disparo de Zala que paraba el portero y a falta de 4 para el final en una salida de presión Txusmi no conectaba el disparo ante la oposición de un defensor. En una jugada ensayada Zala no acertaba con el marco por poco y una peligrosa falta al borde del área era desaprovechada fruto de la inexplicable falta de criterio arbitral. Los locales apenas habían inquietado la portería de Domene con algún lanzamiento exterior. Descanso 0-0.

En el inicio de la segunda el guión siguió por los mismos derroteros. El Juventud salió muy fuerte intentando dificultar la circulación de balón ante un Tafa que se zafaba bien de la presión haciendo dudar a los locales. Matu tendría la primera en el minuto 5. En un grave error en el saque de un córner a favor el balón era interceptado y un jugador burgalés se plantaba sólo delante de Domene que salvaba el gol antes de que Pablo y Natxo dieran la réplica haciendo emplearse a fondo al portero. A los cinco minuto de juego los colegiados habían señalado ya tres faltas en contra algunas de ellas muy cuestionables. Zala lo intentaba en jugada ensayada y un tiro de Juan se iba lamiendo el palo. En el minuto 8 los árbitros señalaban la cuarta falta lo que iba a condicionar en exceso la intensidad defensiva del equipo, que fue inteligente mostrando madurez hasta la conclusión y sabiendo jugar con esa espada de Damocles encima y que parecía podía ser decisiva por lo que estábamos presenciando.

Domene intervenía con acierto en una falta en contra y en una bonita acción Matu asistía a Pablo y su vaselina se iba por encima de la portería. A falta de 8 minutos Pablo sería de nuevo protagonista y después de hacer lo más dificil y dejar sentado al portero, veía como su disparo sin oposición era repelido por el palo. La habíamos tenido. Los burgaleses se fueron cargando de faltas lo que rompió un poco el endiablado ritmo en un choque de ida y vuelta. Entrábamos en la fase decisiva del partido, los nuestros había sabido manejar la presión y superar las dificultades y restando 4 minutos Aitor, la referencia ayer del Tafa, robaba en medio campo y servía un balón franco a Txusmi en banda derecha al borde del área y su disparo inapelable suponía el 0-1. Un gol muy importante. Aitor en una contra pudo sentenciar antes de que Juan buscase portería yéndose el disparo arriba.

El Juventud salía de cinco y era el momento de sufrir y de confirmar la gran defensa realizada en Ibarra. Mucha tensión en la pista con una clara ocasión local que permitió lucirse de nuevo a Domene, un muro toda la tarde. Se defendió muy bien con mucho orden e incluso Natxo y Zala pudieron sentenciar, pero el gol de la sentencia no llegaría hasta faltar 8 segundos, Juan marcaba desde su pista cerrando una grandísima victoria. Dentro del buen tono general destacó la solidez en portería de Domene, la labor defensiva de Juan y Matu, dos mariscales en esta parcela que dan mucho al equipo, y el gran partido de Aitor que trabajó a destajo toda la tarde y demostró su clase.

En resumen tres nuevos puntos logrados a base de trabajo, esfuerzo, oficio y ante todo ser un equipo. Los chavales supieron jugar un partido muy complicado, apretar los dientes cuando fue necesario y sin duda están demostrando una gran evolucion a la hora de saber leer las situaciones de partido para salir victoriosos ante las dificultades superando los malos momentos. Sólo queda dar la enhorabuena a equipo y cuerpo técnico. Los chavales quieren dedicar esta victoria a nuestros chicos del Alevín, que ayer también consiguieron una importante victoria en El Redín y que, más allá de los tres puntos, encarnan lo que es y representa el Tafa creciendo ante las adversidades y dando lecciones. Enhorabuena chicos. El Tafa nunca se rinde. El próximo fin de semana nuevo partido fuera de casa, toca visitar la pista del conjunto aragonés del Calatayud y seguir con este dulce momento.

Tafatrans V.Ruiz: Domene,Aitor,Juan(1),Natxo y Txusmi(1)-cinco inicial-Zala,Xabi,Pablo,Matu y Arrula.

Marcador: 0-0;0-2